Fotografía de estrellas. Primeros pasos.

Aunque siempre me ha llamado mucho la atención la fotografía de estrellas, y del cielo en general nunca había salido con el firme propósito de llevarme a casa algunas tomas. Es quizás una de las técnicas que más equipo requieren, ya que no basta con tener una cámara adecuada, sino que necesitaremos un buen trípode, cable disparador… y sobre todo bastante tiempo y paciencia.

Comencemos por el equipo necesario:

Solamente nos valdrá una cámara, compacta, bridge o réflex que disponga de modo Bulb (larga exposición). Este modo funciona de forma sencilla, estará haciendo la fotografía tanto tiempo como mantengamos pulsado el disparador. Dado que la fotografía nocturna de estrellas a veces requiere de más de 20 minutos de toma recomiendo tener un cable disparador con bloqueo automático. Con este cacharro nos evitaremos movimientos involuntarios en la cámara al estar apretando el disparador y algo de comodidad, estar más de cinco minutos con el dedo pulsando el botón es bastante cansado e innecesario.

Además necesitaremos un trípode, puede servir colocar la cámara en el suelo o en una piedra si salimos al campo, pero el trípode evitará trepidaciones y mantendremos nuestra cámara a salvo de polvo o caídas.

En cuanto a la técnica para captar estrellas es bastante complicada pero la resumiré en varios pasos:

– Dado que las estrellas están lejos de nosotros el enfoque se colocará en manual y al infinito. No intentes enfocar estrellas.

– Para empezar no saques en el cuadro edificios, ni personas ni objetos, primero centrate en ver el comportamiento de la luz con las estrellas, su movimiento y el tiempo que necesitas hacer cada fotografía para obtener los resultados que buscas.

– Coloca el objetivo en angular, ya tendrás tiempo de experimentar con el zoom cuando domines la técnica.

– Es bueno que la cámara esté lo más vertical posible, buscando siempre los 90º con el suelo o al menos entre 75º y 90º. El movimiento de las estrellas se conseguirá mejor.

– Evita luces laterales, farolas, linternas, y cualquier otro tipo de haz de luz, destrozarán la foto.

– Situaremos el modo de la cámara en B (Bulb- larga exposición), y para empezar colocaremos la apertura en diafragma en un valor no demasiado alto, f/7 a f/9 para que las exposiciones sean más cortas y podamos ir corrigiendo los valores continuamente.

En las tomas que realicé (las primeras de mi vida por cierto) empecé haciendo fotografías de 2 minutos, como veréis hay un haz de luz de una linterna que resulta muy molesto. Con estos dos minutos conseguimos comenzar a ‘clarear’ el cielo. La siguiente exposición es de 5 minutos y el movimiento de las estrellas resulta más evidente. La tercera fotografía tiene una exposición de 12 minutos, lo que comienza a ser impresionante, ese anillo de estrellas… Con 817 segundos (~13 minutos) vemos una estela más definida.

Anuncios

Algunas fotografías con la Canon EOS 6D

El otro día salí a un parque cercano a mi casa para realizar un test de vídeo con la Canon 6D y aproveché la ocasión para hacer algunas fotografías de muestra. He colocado los datos exif de las fotografías impresas en cada una de ellas. Como objetivo he usado el Canon 24-105mm L que me sigue dando unos resultados excelentes.

Fotos6D-19

Fotos6D-20

En esta primera imagen vemos como el agua del estanque es de un color muy poco atractivo por lo tanto se pueden tomar dos decisiones, o coger el teleobjetivo y sacar un pato muy de cerca quedando muy desenfocado el fondo o portar la imagen a blanco y negro y corregir los tonos.Fotos6D-17

Fotos6D-18

Fotos6D-21

Filtro Fotga densidad variable

A continuación tenéis una galería con las primeras fotografías tomadas con una cámara Canon 6D y un objetivo Canon 24-105mm L y el filtro de densidad variable ND Fotga. Cada foto lleva los datos exif impresos, se han ido tomando fotografías y girando el anillo del filtro, del mínimo al máximo. Además hay algunas fotografías que muestran el fallo al colocar el filtro en su máxima opacidad con la ‘X’.

Unboxing Filtro Fotga Densidad Variable ND2-ND400

Hoy en día con las cámaras digitales y la infinidad de software de post editado de fotografía que hay el uso de filtros físicos en las cámaras se ha reducido drásticamente, ya que se usan los filtros tipo Instagram. Aún así quedan contados filtros que siguen teniendo aplicaciones muy interesantes.

FotgaND-3

Entre estos filtros uno de los más habituales es el de Densidad Neutra. Sirven para basicamente para reducir la cantidad de luz que incide en el objetivo. Existen los filtros de densidad neutra y los de densidad variable. Para comenzar recomiendo uno de densidad variable ya que además de ser bastante más económicos permiten una mayor versatilidad.

El funcionamiento de este filtro de densidad variablees sencillo. Se monta sobre el objetivo en cuestión. Dispone de un anillo exterior con una marca de mínimo y máximo, con puntos sombreados entre estos dos extremos, giramos de min a máx para obtener más o menos opacidad.

la foto 2

En cuanto a precios de este filtro, depende mucho de la calidad, materiales y opacidad que necesitemos:

  • Calidad, marcas como B+W disponen de filtros de calidad profesional, con una calidad extrema, sin duda destinados a los profesionales. Los aficionados no necesitamos tal calidad al no ser que tengamos una pasión muy concreta por este tipo de fotografía. Otras marcas como Hoya también disponen de filtros ND, más económicos que los anteriores pero aún así suelen rondar los 40-50€. Si lo que queremos es un filtro para hacer un par de fotos, y comprobar el resultado yo me conformo con la marca Fotga, por menos de 15€ lo tendremos puesto en casa.
  • Materiales. Hay filtros cuyo ‘cristal’ no es de cristal, sino de plástico, esto produce muchas deformaciones, destellos… hay que ir a por filtros de cristal o al menos lo más parecido posible. Los fotga cumplen con este mínimo de calidad.
  • Opacidad. Si tenemos claro que tipo de filtro queremos lo más sencillo, y barato, será ir a por ese filtro, un ND400 por ejemplo, o ND64… si no lo tenemos claro y no nos queremos quedar ni cortos, ni largos, lo mejor uno de densidad variable. Hay pocas marcas que los fabriquen, ofrecen menos calidad pero más versatilidad. La elección depende de las necesidades y presupuesto de cada uno.

la foto 1

Como fallos o errores conocidos del filtro es el famoso efecto de aspa o de ‘X’. Al usar a plena luz del día (14.00 de la tarde a pleno sol sevillano) y el filtro en su máxima opacidad aparecerá una X completamente opaca en la fotografía.